Pasó en el barrio: «La descuartizadora de Parque Patricios»

De nuestra redacción- El caso se hizo conocido mundialmente. Y es tan escalofriante que sirvió de inspiración para muchos escritores de cuentos, novelas y guiones. Incluso, la historia fue uno de los capítulos más comentados del recordado ciclo «Mujeres Asesinas», que se emitió en la década del 2000, por canal 13, y con la producción de Adrián Suar. Actualmente se puede ver el capítulo donde recrean este caso en Youtube y también por el Canal de de la Ciudad.

Ocurrió en el año 1973, más precisamente un 28 de Marzo. La policía recibió la denuncia de vecinos del barrio Parque Patricios que decían haber encontraron un torso entre la basura de un restaurante ubicado sobre la calle Garay. Por medio de investigaciones se determinó que el cuerpo pertenecía a Jose Petriella; más conocido como «El Tano», dueño del edificio donde se ubicaba el restaurante donde se halló el cuerpo.

Los peritos del caso determinaron que la autora del asesinato había sido nada menos que la cocinera del negocio de comida frente al que aparecieron los restos humanos. Se llamaba Emilia Basil, pero todos la conocían como “La Turca”, ya que había nacido en Beirut.

De acuerdo con los investigadores, el 24 de marzo de 1973, “La Turca” estranguló Petriella y dejó el cadáver en un gran cajón de madera. Cuatro días más tarde, lo sacó a la calle junto con la basura del local con la intención de deshacerse de él.

Según trascendió, tras cometer el crimen, Basil descuartizó la mayor parte del cuerpo y comenzó a hervirlo en distintas ollas. Luego, sirvió las partes entre los platos que diariamente ofrecía a los comensales.

El día que la detuvieron, “La Turca” se lamentó por no haber tenido un auto para descartar el cuerpo de su amante. Aseguró que, de esa forma, hubiera sido el crimen perfecto.

Poco después, Basil fue sentenciada a 10 años de prisión por el delito de “homicidio simple”. Sin embargo, salió en libertad en noviembre de 1979, tras cumplir dos tercios de la condena. Desde entonces, nunca más se volvió a saber de ella.